En

La cirugía de blefaroplastia no cambia la expresión facial. Solo dirán que estás mejor sin saber por qué. Se verán tus ojos más despejados y sin un aspecto de cansancio o fatiga. En resumen la cirugía de párpados rejuvenece la mirada.

La intervención de blefaroplastia no es una cirugía dolorosa. En el postoperatorio inmediato sí produce cierta incomodidad ya que se trata de una zona muy sensible. Debido a la inflamación de los primeros días tras la cirugía se puede tener un lagrimeo excesivo, picor o incluso sequedad que se calmarán con diferentes colirios.

 Ésta es una cirugía que elimina volúmenes en las bolsas, retira excesos cutáneos y mejora la relación de los párpados con la mejilla y las cejas (si es combinada: blefaroplastia completa.). Algunas arrugas se eliminarán por el retensado de la piel, pero otras tendrán que disminuirse con tratamientos de medicina estética como podría ser el Botox.

Sí, se puede realizar una blefaroplastia superior con anestesia local. Con frecuencia realizamos esta intervención de párpados sólo con anestesia local en función del tipo de paciente y si se trata de extirpar sólo piel. En caso de realizarse así, el paciente debe solamente debe tolerar durante un minuto la infiltración del anestésico local. Posteriormente el paciente no notará ningún dolor ya que la zona estará dormida. Al tratarse de una intervención de corta duración el paciente la tolera bastante bien.

En los caso en que se deba extirpar bolsas, como es en el caso de algunas superiores o blefaroplastia inferior, la cirugía de blefaroplastia tendrá que realizarse n el hospital con anestesia local y sedación.

Mantener los párpados secos.
Aplicar frío para disminuir la inflamación tras la blefaroplastia.
Aplicar Trombocil evitando zonas cercanas al ojo para disminuir los hematomas.
Las suturas se retiran pasado una semana de la cirugía de párpados, aunque son suturas reabsorbibles.
Dormir con la cabecera inclinada.
Se recomienda dormir decúbito supino (boca arriba) y evitar posiciones laterales durante dos semanas.

Dar pauta de retirada de corticoides.

La cirugía de blefaroplastia tiene un efecto a largo plazo ya que la grasa de las bolsas palpebrales se abre para extirpar la grasa sobrante. Posteriormente la fibrosis que forma hace que sea menos extensible, como cualquier cicatriz. Esta inextensibilidad de las cicatrices dificulta su nueva aparición de bolsas tras la cirugía de blefaroplastia.

La cirugía de blefaroplastia no afecta a la visión siempre y cuando la realice el especialista indicado: un cirujano plástica, estético y reparador titulado. La cirugía es palpebral (en los párpados) y no del globo ocular, por lo que no puede afectar nunca a la funcionalidad del órgano de la visión. Tras la cirugía saldrás del hospital viendo normalmente.

Dependiendo del anestesista optará por sedación o anestesia general

En algunos casos la inflamación puede descender hacia las mejillas.

Sí, puede ser debido a un pequeño sangrado de algún capilar. No obstante, debes consultar a la Dra. Ana Martínez Padilla. 

Sí, es normal que la cicatriz resultante tenga un color rojiza durante el primer año tras la cirugía de blefaroplastia, pero irá remitiendo poco a poco en su color y grosor. También depende factores genéticos de cicatrización y razas.

Desde el día siguiente se puede realizar una vida normal. Aunque no se recomienda realizar actividades intensas ni trabajos que dependan tener la mirada hacia abajo. Tampoco se recomienda hacer esfuerzos como coger peso durante la primera semana desde la intervención de blefaroplastia.

Hasta que no haya pasado la primera semana no se podrán maquillar los restos de algún morado. En ningún caso se debe cubrir con maquillaje las heridas.

La primera semana tras la blefaroplastia debes evitar ponerte máscaras de pestañas para impedir que puedas tener una contaminación de las heridas. De esta manera evitaremos una posible conjuntivitis.

No se aconseja. Toda lente puede provocar la entrada de bacterias en la herida. También puede ser molesto ya que de por sí es normal sentir el ojo un poco seco durante la recuperación de una blefaroplastia

Durante la primera semana seguramente, sí. En la semana tras la cirugía de párpados podrás pasear sin que la gente se dé cuenta de la cirugía ya que podrá ponerse gafas de sol y usar maquillaje.

Si te sale como un granito o quiste pequeño, debes consultar a nuestra enfermera. Te mandaremos una pomada antibiótica si es en la entrada del hilo y si es de un quiste sebáceo lo valorará la Dra. Ana Martínez Padilla en consulta.

No se aconseja sumergir las heridas en aguas de piscina o mar para evitar el riesgo de contaminación de la herida resultante de la cirugía de párpados.

Deberías protegerte del sol y no tener una exposición directa ya que puede generar una hiperpigmentación de la herida. Aun así, debes cubrir las heridas con protección solar.

Publicaciones Recientes